[Clase impartida por Antonio Valdecantos]

Propuesta: mostrar la tensión que en las construcciones del tiempo contemporáneas se da entre la categoría de aceleración y la categoría de retraso.

2 intuiciones paralelas: que la Hª es lenta, y que es rápido.

¿Qué ha ocurrido en la contemporaneidad con estas categorías y su conciliación, o no?
¿Qué tipo de conciliaciones somos capaces de lograr entre ambas categorías?

Probablemente el texto más decisivo en el pensamiento contemporáneo en estas cuestiones es:

L- “Las tesis sobre el concepto de historia”, de Walter Benjamín.

No se ha fechado con certeza su creación. Hay algún otro texto de Benjamín sobre este tema: “Fragmento teológico-político”, que suele fecharse en 1922-23.

Las tesis es un texto difícil y casi ininteligible en algunos fragmentos. Hay que hacer un esfuerzo hermenéutico módico, y ni aún así se logra comprender del todo.

Es un texto muy fácil de trivializar.

En el texto, Benjamín muestra la conveniencia de tomar en serio el pto de vista de los vencidos/derrotados en la Historia. Propone rehabilitar este punto de vista vs. el del vencedor.

Actualizar este texto es, en sí, una labor algo anti-benjaminiana. Benjamín no está escribiendo para el futuro en este texto (aunque sí lo hizo en otros momentos de su bibliografía) > en este texto trata el futuro con desprecio, y opina que la preocupación por el futuro es la causante de las derrotas del proletariado y las clases subalternas. Es un texto constitutivamente anacrónico para su propia época, seguramente. >> hace en él de abogado de lo que otros tiempos tiene con respecto a nosotros. Nuestros derechos con respecto al pasado no son derechos para Benjamín, y de hecho es la raíz de todos los males de le época. >>> vivimos en una época convencida de poseer la verdad sobre sí misma y sobre todas las pretéritas. >>>> Benjamín era adverso a este lugar común: cree que hay un error y que ahí está la fuente del desastre de la case obrera europea.

Así, debemos leer este texto como el de un autor ajeno a nosotros > Benjamín es un autor que interrumpe violentamente el curso normal, pausado y lento de la HªUniversal. > No se puede asimilar la concepción del tiempo de Benjamín. >>> leer correctamente el texto implica no tratar de actualizarlo. Benjamín es un pensador apocalíptico, no pensaba que su texto fuera a leerse en 2010. Era incapaz de preocuparse por el futuro, dadas sus circunstancias. > cualquier lectura simplificadora carece de honradez.

Un texto filosófico es un producto intelectual que no admite una asimilación/lectura plena nunca.

Pero se va a tratar de leer para dilucidar la dialéctica enre aceleración y retraso. A primera vista, Benjamín es un pensador de la aceleración:

L-“Libro de los pasajes” o “La obra de arte en la época de…”
Cree que se trata de un mundo más acelerado que en otras épocas, y el ritmo del tiempo hco es diferente, más rápido (esencialmente más rápido). Parece que Benjamín se entusuasma con la idea de que su tiempo esté acelerado. Auque también cree que la esencia del capitalismo contemporáneo radica en esta aceleración…>Parece que hace en este texto una defnsa del materialismo histórico. Pero su marxismo era ciertamente peculiar: había leído a Marx pero esta inducción no parece especialmente brillante. Es un marxista atípico: más que libresco –filosófico-, es político. Aunque había leído mucho, su formación marxista era precaria, superficial. >>> su materialismo hco es muy particular: una alternativa a las ppales corrientes marxistas que han echado a perder esta doctrina (finales 30’s en Europa). Es marxista, pero no quiere ser socialdemócrata no estalinista.

El texto está escrito en alemán y traducido al francés por el propio Benjamín. > parece que entiende su texto como algo esencialmente comentable (no sólo leíble, sino manipulable). >> se esforzó por dejar clara la idea de que a partir del romanticismo alemán, cualquier texto se entiende como algo ESENCIALMENTE criticable; cree que las notas y las glosas forman parte esencial del texto.

1ªtesis: (suerte de prólogo del resto) relato del autómata de Poe: el muñeco es el materialismo hco, el enano la teología (que debe estar escondida, y es pequeña y fea).>> con esta tesis se refiere a la teología judía de Scholem. (gran parte de la obra de Benjamín es resultado de las tensiones con tres amigos: Scholem, Brecht y Adorno). >>> la teología maneja el materialismo histórico.

L-“La dialéctica en suspenso” > reproduce varios textos de Benjamín muy útiles para entender el texto.

EL primer traductor de Benjamín al castellano es Jesús Aguirre .

2ªtesis: Reproduce una cita de Lotze de 1864. Benjamín estaba especialmente interesado en la cita. > general falta de envidia de todo presente respecto de su futuro. Sólo se envidia lo pasado, no el futuro. >> confesión antiprogresista: convicción de que todo futuro va a ser peor. >>> “en la idea de felicidad resuena inevitablemente la de redención”. >>>> se refiere a la idea de redención judía: redención de los pecados al fin de los tiempos: versöhnung. Cualquier pasado tiene un índice secreto por el cual se remite a la redención. > el papel de la redención aquí es la cita entre las generaciones pasadas y la nuestra. >> hemos sido esperados en la tierra.: débil fuerza mesiánica ; la fuerza (vilencia) mesiánica es una fuerza (violencia) de redención. >> la redención es el acto de mayor vilencia imaginada, porque es el mesías contra el anticristo.

Las generaciones posteriores frente a las anteriores tienen una fuerza, aunque débil –no tan fuerte como la del mesías-, y por tanto la redención del presente con respecto al pasado es semejante a la escatológica. La generación presente tiene una fuerza redentora –débil- contra la(s) generación(es) pasada(s).

Los socialdemócratas y los estalinistas creían firmemente en el futuro. Benjamín se desliga de esta creencia, claramente.

Idea central de Benjamín: la preocupación por el futuro ha de ser cambiada por una mayor preocupación por el pasado. >no se trata de redimirnos –liberarnos de la opresión- a nosotros, sino de liberar de la opresión a los muertos. >> la revolución socialista, de ser algo, es esa redención; si no es esa redención, no es nada. >>> o redimimos a nuestros abuelos o no hay redención posible.

Vs. Benjamin: Libro VI de la Ética Nicomaquea de Aristóteles: los dioses no pueden convertir lo que ya ha ocurrido en algo que no ha ocurrido aún (>luego la Iglesia se apropió de esta idea).

Benjamín propone una suerte de refutación de Aristóteles: o se cambia el pasado, o no merece la pena cambiar nada. >> la revolución no ha sido posible porque sólo se pensaba en el futuro o el presente.

Como lectores modernos, cristianos y quizás socialdemócratas, entendemos la propuesta benjaminiana como un imposible.

Quizás la clave en la lectura está en que no es posible eliminar ninguna de las dos opciones/lecturas: Benjamín quizás propone leer el texto como un progrma político y al tiempo un escrito puramente esteticista-melancólico.

Propone una encrucijada de lecturas; una elección trágica (cualquier elección va a ser mala).